alojamiento viajes de fin de curso

¿Dónde alojarse en un viaje de fin de curso?

Los viajes de fin de curso son una oportunidad única para disfrutar y convivir con los compañeros de siempre en un entorno distinto. Lo que caracteriza a este entorno no es únicamente el destino en el que se realice, sino también el alojamiento. Por ello, a la hora de organizar un viaje de fin de curso, una de las preguntas más habituales es ¿dónde puede alojarse nuestro grupo? La respuesta a esta pregunta siempre va a estar condicionada por varios factores. En primer lugar, el tamaño del grupo. Influirá también el destino y las opciones de alojamiento dentro del mismo. Y por último, el presupuesto con el que se cuenta a la hora de contratar el viaje de fin de curso.

La elección del alojamiento para un viaje de fin de curso es una decisión fundamental. Sea cual sea, se convertirá en el lugar de inicio de muchas de las experiencias que se vivan. Debe estar, por tanto, coordinado con el tipo de viaje a realizar y las actividades que lo completarán. Es fundamental que sea un alojamiento cómodo, que ponga a disposición del grupo distintos espacios de convivencia y recreación, para que las dinámicas y las actividades previstas puedan llevarse a cabo. Cuanto más atractivo sea el alojamiento, mejores sensaciones tendrá el grupo y más disfrutará del viaje. Al fin y   al cabo, un alojamiento en un viaje de fin de curso no es sólo el sitio donde dormir o comer. Se convierte en un pequeño hogar para el grupo. Por tanto, debe tener esa calidez con la que todo hogar cuenta.

viaje primaria fin de curso

En Natuaventura Ocio y Tiempo Libre llevamos más de quince años organizando viajes de fin de curso para grupos de todas las edades. Por ello, en nuestra oferta contamos con una gran variedad de destinos. Dentro de los destinos, contamos siempre con distintas opciones de alojamiento, para ofrecer a cada grupo aquel que mejor se adapte a sus necesidades. Son alojamientos con gran experiencia y calidad en el trato con grupos. ¡Consulta todas nuestras opciones de viajes de fin de curso!

¿Qué opciones de alojamiento hay en un viaje de fin de curso?

Son varias las opciones de alojamiento en un viaje de fin de curso. La que a todos se nos viene a la mente, cuando pensamos en el alojamiento de una excursión o en unos días de vacaciones es el hotel. Un hotel siempre es una opción cómoda y asequible para alojares durante un viaje de fin de curso. Suelen ofrecer tanto alojamiento como servicios de comida, y es habitual que tengan salas y espacios para que el grupo se pueda reunir y realizar dinámicas. Ya sea en zona de playa o en ciudad, alojarse en un hotel siempre supone diversión. Además, uno de los principales entretenimientos de los participantes durante la preparación del viaje es repartirse en las habitaciones para poder ir con sus compañeros y amigos.

Sin embargo, el hotel no es la única opción. Otra forma de alojamiento cada vez más popular es el albergue. Aunque tradicionalmente se asocia albergue a viaje de montaña, esta opción de alojamiento se ha popularizado en la actualidad a todos los destinos. Muchos albergues ofrecen los mismos servicios que los hoteles, y en ocasiones, con un mejor enfoque para los grupos. Disponen de más salas multiusos o de mejores ofertas para grupos.

¿Cómo elegir alojamiento para mi viaje de fin de curso?

Una vez vistas las opciones, la siguiente pregunta es ¿cómo elijo alojamiento para mi viaje de fin de curso? Muchas veces el tipo de alojamiento lo va a determinar el destino elegido para la realización del viaje de fin de curso. Normalmente, los viajes de fin de curso de playa suelen ir más ligados a un alojamiento en hotel. Dado que en estos viajes uno de los principales atractivos es la playa y las actividades náuticas, lo más cercano a esta suelen ser hoteles. Por su parte, los viajes multiaventura que se suelen realizar en montaña, están más vinculados a albergue.

Otra forma de tomar esta decisión es ver qué tipo de viaje queremos realizar. Un viaje con un grupo de primaria o de secundaria, con pocos días o poca experiencia en actividades, puede sentirse más cómodo en un albergue. Este ofrece más espacios para la convivencia y para el desarrollo de actividades. En cambio, un viaje para grupos de más edad, pueden encontrar más ajustado a su objetivo el alojamiento en un hotel. Al tener más independencia y responsabilidad, los participantes prefieren disfrutar de las instalaciones de un hotel y las posibilidades que este ofrece.

En cualquier de los casos, en Natuaventura Ocio y Tiempo Libre contamos con experiencia en la realización de viajes a los mejores destinos y los alojamientos más ajustado al tipo de viaje solicitado. Infórmanos de tus necesidades y organizaremos el mejor viaje.