Villar 2020 Primera Quincena – Diario del campamento

Día 1

Primer día de campamento. Hemos llegado al campamento hacia las 17:30 tal y como teníamos previsto. ¡Arranca el campamento de Villar!

Nada más llegar nos hemos empezado a mover y hemos pasado la tarde haciendo juegos para activarnos y conocernos todos. Como cada año, hemos contado a nuestros acampados las normas de convivencia y el objetivo principal de Villar: ¡Que disfruten de 14 días inolvidables!

Este año hemos añadido a las normas de convivencia habituales los protocolos sanitarios de prevención del coronavirus. Después hemos repartido habitaciones y conocido la instalación.

Antes de cenar hemos empezado a hacer las llamadas a casa y a lo largo del día de mañana llamarán todos los que no haya dado tiempo hoy.

Por la noche peques y mayores por separado y hemos hecho juegos de exterior.

La mayoría de monitores del año pasado repetimos y también hay muchos repetidores entre los acampados, así que todos muy contentos con los rencuentros y con ganas de conocer a los nuevos compañeros. Es un año distinto como todos sabemos, pero niños y monitores estamos deseando disfrutar juntos del campamento.

 

Día 2

Segundo día de campamento para acampados y monitores en Villar. Nos hemos levantado a las 8:30 con muchas nubes y mucha hambre deseando ir a desayunar. Tras haber repuesto fuerzas, hemos comenzado el día a las 10:30 con un paseíto colina arriba para disfrutar de un juego de pistas rodeados de naturaleza. Nos hemos dividido en 10 equipos y cada miembro tenía que escribir una cosa interesante sobre él mismo. Hemos colgado todas las pistas por el bosque escondidas y otro equipo tenía que encontrarlas lo más rápido posible. Con muchos paseos encima y muchas risas hemos vuelto al albergue donde teníamos que intentar adivinar a quién pertenecía cada dato y cuántos aciertos teníamos. ¡Una forma muy original de conocernos entre nosotros!

A las 14:00 hemos ido a comer y hoy nuestro equipo de cocina nos ha hecho arroz y revuelto. Tiempo libre para jugar y a las 16:30 … OLIMPIADAS DE VILLAR. Muchos juegos deportivos por equipos y buenos momentos. Después de tanto correr toca una ducha fresquita y ya estamos listos para cenar y velada interior de juegos cortos por la noche 🙂

 

Día 3

¡Hoy toca día de ruta!

Nos hemos levantado con muchas ganas de disfrutar de este día. Hemos subido en autobús hasta el punto de inicio de la ruta, una senda conocida como el Camino del Oso. Desde allí la ruta recorre la montaña hasta llegar de nuevo a nuestro valle. 16 km atravesando sendas y pequeños arroyos. Desde la parte más alta podíamos ver todo el valle e incluso el embalse del Ebro.

Hacer una ruta en los primeros días nos ayuda a conocer mucho mejor a nuestros compañeros de habitación y a los monitores. Estos últimos han contado historias de la zona de Alto Campoo, su flora y fauna. La última parada de la ruta, antes de volver al albergue, ha sido en un prado cercano conocido como “el prado de los pueblos”. Allí hemos disfrutado de un rato de tiempo libre y juegos deportivos para los que se han animado.

Hemos llegado al albergue y nos hemos preparado para cenar y más tarde disfrutaremos y nos reiremos de una velada por el albergue.

¡Mañana nos espera otro gran día y además con más calorcito!

 

Día 4

Después de un buen desayuno nos preparamos para dar un corto paseo y llegar hasta el río. Tenemos varias zonas de baño, hoy hemos ido a la más cercana. Muchos de los acampados fueron más valientes que los monitores y se metieron al río, el agua viene directa de Alto Campoo y llega a una temperatura valida para valientes! Pasamos la mañana riéndonos, bañándonos y jugando.

En la tarde los alrededores del campamento se convirtieron en una gymkhana llamada “banco del tiempo”. Es un juego por equipos en el que teníamos que descifrar una pauta para lograr así superar las pruebas de los distintos monitores. Con ello ganábamos “tiempo” para asaltar el banco del tiempo y sus tesoros.

Después de la cena, la velada, en la que los monitores y acampados se tenían que enfrentar en diferentes equipos en un nuevo juego deportivo. Este año estamos usando mucho más las zonas verdes cercanas al campamento y fuimos a una zona conocida como “Ermita de las Nieves”, a un gran prado en el que podemos hacer juegos. Finalmente, ¡el equipo 7 se proclamó vencedor!

Mañana más y mejor

Día 5

Hoy por la mañana hemos ido a una nueva zona para el campamento, un bosque en la parte alta del pueblo que solemos usar para hacer juegos. Tocaba una versión villarense de capturar la bandera: encontrar huevos de dinosaurio. Divididos en 6 equipos por colores, cada equipo tenía que localizar el “nido” de cada uno de los otros equipos para poder conseguir un huevo de cada nido. Una vez capturado el huevo lo llevábamos hasta el nido central. El primer equipo en conseguir un huevo de cada color ganaba el juego. Estrategia, carreras y muchas risas.

Por la tarde nos hemos hecho nuestro propio Go Talent y hemos versionado distintos videoclips musicales. ¡Hay mucho artista en el campamento! La noche ha sido el momento de ver nuestros videoclips y votar por el mejor de la noche.

¡Mañana si el tiempo lo permite nos toca playa  y surf!

 

Día 6

Nos hemos levantado y el tiempo no nos ha dado tregua en Santander y el surf se ha tenido que posponer para un poco más adelante.

Sin embargo, en Villar siempre hay un plan B igual de divertido que el otro. Hemos cogido nuestras mochilas y nos hemos ido al río, pero no cualquier río. Este tiene una particularidad y es que tiene un tobogán natural por el que nos hemos tirado y disfrutado un montón.

Hemos comido en un pinar al lado del río tranquilamente en la sombra para a las 16:30 ponernos en marcha a comenzar el juego de la tarde.

En el juego de la tarde nuestra misión era salvar el planeta porque el aérea 51 había sido hackeado y era un pilla pilla con vidas, churritos y colitas. ¡Qué divertido!

Al final del juego hemos construido por equipos una nave espacial con los materiales necesarios para por la noche poder despegar seguros y qué los mutantes que había en el bosque no nos atraparán. La velada de terror les ha encantado, tenemos acampados muy valientes.

Mañana nos espera otro día lleno de juegos y risas.

 

Día 7

Un día más en el campamento de Villar y con el llegamos al ecuador.

Nos hemos levantado para desayunar y después hemos puesto rumbo a la colina para jugar a la caza del monitor. Por equipos, los acampados tenían que encontrar los escondites de sus monitores y conseguir su firma lo antes posible. Después ha habido un momento musical y todo el campamento hizo una clase de bachata en la que las rifas y el ritmo fueron lo más importante.

Después de una deliciosa comida, nuestros mayores nos ayudaron a montar para todos el humor amarillo. Hinchables y juegos varios para disfrutar durante toda la tarde.

Puré y costillas con barbacoa ha sido el menú de la noche y ya con el estómago lleno y con los sacos y esterillas preparados hemos ido al campo de fútbol a disfrutar de una noche de cine. El estreno del cine villarense fue: Pan, un mundo de fantasía.

Y mañana… SURF Y PLAYA 🙂

Día 8

¡Esta vez si! El día se ha levantado con un tiempo genial y hemos podido ir a la playa de Somo. La mitad del día hemos estado haciendo surf con nuestros amigos de la Escuela Cantabra de Surf y a otra mitad del día haciendo juegos en la playa y bañándonos. Hemos tenido un gran día de sol con algo de viento que ha suavizado bastante la temperatura.

La playa de Somo tiene más de 8 km de longitud así que no hemos tenido problema para estar nosotros solos sin interacciones con terceras personas. Era la primera vez que salíamos del campamento a una zona más poblada.

A las 19:30 estábamos llegando al campamento, con el tiempo justo para ducharnos y preparar una velada de relajación. Los pequeños en una zona del campamento y los mayores en otra, aunque el resultado ha sido parecido… ¡casi todos dormidos a mitad de velada!

Mañana nos espera el día temático: ¡Trogloditas!

Día 9

¡El campamento no sigue avanzando! Hoy tocaba día temático de Trogloditas.

Los monitores nos han despertado disfrazados para la ocasión y tras el desayuno hemos pasado la mañana haciendo un juego de correr. Divididos en 8 tribus teníamos lograr pillar a miembros de otras tribus para conseguir materiales. Con esos materiales comprábamos en el mercado objetos para que nuestra tribu progresase.

Por la tarde, de vuelta a nuestra tribu, hemos estado superando pruebas y retos en nuestros prados del campamento para seguir avanzando.

Al llegar la noche, las 8 tribus se han convertido en sólo 3 para unir fuerzas y hemos estado jugando en nuestra zona habitual de veladas de este año, el prado de la Ermita de las Nieves, a 10 minutos andando del campamento. Como nos decía hoy uno de nuestros chavales, muchos hemos hecho ya más deporte que en el resto del año…

¡A por el día 10!

 

Día 10

Ya en el décimo día de campamento, ¡Qué rápido pasa el tiempo¡

Hoy nos ha tocado día en el albergue. Por la mañana los peques han ido dando un paseo al prado de la Ermita de las Nieves donde han estado jugando y han interpretado un teatro. ¡Tenemos el campamento lleno de actores y actrices !

Mientras tanto, el grupo de los mayores se ha quedado disfrutando de multiaventura. Han escalado, hecho tiro con arco y jugado.

Después de una rica comida y un pequeño descanso para hacer la digestión nos volvemos a poner manos a la obra.

Esta vez es el grupo de peques al que le toca convertirse en escaladores y arqueros.

Los mayores, de nuevo en la Ermita de las Nieves, han estado haciendo juegos de canciones y bailes. ¡Vaya ritmo!

Por la noche nos hemos quedado en el albergue para hacer juegos cortos con los que han disfrutado y se han reído un montón.

Mañana toca playa, esperemos que haga un buen día 🙂

Día 11

Cada vez más cerca del final del campamento, pero con muchas cosas aún por hacer.

¡ Hoy toca playa !

Sobre las 11 de la mañana hemos llegado a la playa de solo y los monitores habían preparado unas “Villaolimpiadas” en las que los diferentes equipos competían por ser el ganador en pruebas en la arena de la playa.

Hemos comido, nos hemos bañado en el mar que estaba con el agua sorprendentemente poco fría y hemos seguido jugando y disfrutando de un día de playa hasta que ha llegado el mento preferido de todos los acampados …

¡ Cena del MacDonalds !

Hemos llegado al albergue y tras quitarnos la arena y la sal todo el mundo a dormir que ya se sabe que la playa cansa mucho.

 

Día 13

Últim día de campamento… Qué poco nos gusta este momento a todos.

Por la mañana después de un rico desayunos nos hemos puesto a recorrer lo que por aquí conocemos como “La ruta de las pozas” ya que llegamos a unas pozas con una pequeña cascada que a todos nos encanta. Nos hemos bañado y jugado aunque el agua no estaba precisamente caliente.

Llevábamos encima nuestros platos y cubiertos por lo que hemos comido en un pinar ensalada de pasta y tortilla de patata.

Hemos llegado al campa y no podían faltar los pequeños torneos entre monitores y acampados y estos últimos terminaron por alzarse con la victoria.

Después de las duchas, hacer las maletas y ponernos guapos, todo el mundo ha salido a la fiesta de fin de campamento al aire libre donde se sentía una mezcla entre pena porque esto acaba y alegría por haber podido vivir algo así de nuevo este verano.

Mañana volvemos a Madrid cargados de recuerdos y vivencias nuevas.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *